Mis Impresiones del iPhone 4


Hace muy poco que cambié mi viejo iPhone 3G, por el nuevo teléfono de Apple. Siempre tuve claro que quería seguir con la plataforma iOS, aunque algunos amigos me hablaron muy bien del Android OS. Apple siempre se ha caracterizado por ser muy exigente en cuanto a la calidad y funcionalidad de todos sus productos, por lo que descarté cualquier otra plataforma.

A continuación explico mi experiencia con este nuevo Smartphone, comparandolo con el iPhone 3G.

Cámara fotográfica. Esta es una de las mejoras que más valoro en este teléfono. La calidad de las fotos que tomo con este teléfono son excelentes, incluso en ambientes con poca luz o en aquellos casos en los que se haya activado el flash incorporado. Gracias a la alta definición de las fotos le puedo sacar más partido al Evernote y a su función de reconocimiento de texto (para ampliar información sobre cómo usar evernote hacer clic aquí).

Pantalla Retina Es impresionante la alta definición de esta pantalla, realmente parece que se estuviera leyendo sobre papel. Las fotografías se ven increíbles y los colores son muy vividos. Una vez te acostumbras a usar esta pantalla y vuelves a ver la de un iPhone 3G y 3GS, te parecen teléfonos sumamente desfasados.

Batería. Apple ha mejorado significativamente esta característica con respecto al modelo de hace dos años. La batería dura casi el doble de tiempo tanto en reposo como en uso activo. Yo había comprado una batería de recarga portátil y en muchas ocasiones la había usado para cargar el teléfono, sobre todo cuando tenía que hacer muchas llamadas, y con este teléfono solamente la he usado una vez y fue para hacer pruebas. De hecho este factor era uno de los que me hizo considerar la Blackberry más apropiada para uso profesional, como había escrito en mi entrada en la que comparé ambos sistemas.

Velocidad. Este es el motivo principal por el que cambié el teléfono. El 3G se volvió muy lento con la actualización a la versión 4 del sistema operativo y me había limitado muchísimo el uso del terminal. El iPhone 4 va super rápido, incluso más rápido que mi iPad, y eso que tienen el mismo procesador A4 que ya está muy logrado.

Recepción. Es difícil decir a ciencia cierta si el Antennagate es real o no, primero porque yo me cambié de compañía y segundo porque en el uso cotidiano no he notado diferencia en la calidad de llamadas. La cobertura con el nuevo operador simplemente es diferente; hay lugares donde tenía mala recepción con el operador anterior y ahora ha mejorado y también pasa a la inversa. Lo que sí puedo decir es que la variación de las barras de cobertura disponible es más sensible, y sí, cuando tocas un punto concreto del teléfono las barras de la recepción disponible van bajando. En el uso diario del teléfono puedo decir que hago llamadas con la misma normalidad de siempre, y no tengo queja alguna … de momento.

Grabador de Video HD. Aunque no soy una persona que guste mucho de tomar o editar video, las pruebas que he hecho me han dejado sorprendido por la rapidez de procesamiento de las imágenes y la calidad gráfica de las mismas.

Auriculares. Los auriculares que vienen de serie con el teléfono han sido mejorados con respecto a los que traía el iPhone 3G. Estos permiten aumentar y reducir el volúmen, además de las funciones de pausa y reproducción. Esto es algo sumamente útil para mi ya que con mucha frecuencia voy escuchando música y podcasts por la calle, y el poder controlar el iPod sin necesidad de sacarlo del bolsillo se agradece.

Facetime. La videoconferencia que ofrece el iPhone 4 está bien para ser la primera versión, aunque la calidad del video aún ha de mejorar. De momento esta función está disponible únicamente cuando se está conectado a una red Wifi, y se espera que en un futuro no tan lejano podamos hacer video llamadas a través de la red móvil.

Giroscopio. Este sensor que Apple ha incorporado en este aparato aún ha de ser explotado por los desarrolladores de software. Ya hay varios juegos que hacen uso de él, pero creo que no le están sacando el provecho que podrían a esta característica.

El resto de mejoras que tiene el teléfono no son del terminal en sí, sino de la versión de 4.2 del iOS de Apple, que se puede instalar en diversos dispositivos como el iPad y el iPod.

El terminal me parece una mejora importante, y las quejas que tengo son mínimas. La calidad del hardware es excelente, y el software es muy avanzado, ofreciendo muchas posibilidades de uso. Yo lo recomiendo a cualquier persona que se esté planteando comprar un smartphone.

Apple iOS versus Blackberry OS


iOS vs Bb.jpg

Desde hace ya un tiempo que uso ambos sistemas, y realmente creo que son dos sistemas diferentes que van a dos tipos de usuarios diferentes. Personalmente sigo prefiriendo el iPhone, ya que me ofrece muchas más opciones al tener un amplísimo catálogo de aplicaciones, muchas de ellas gratuitas.

Creo que es importante que sepan el uso que le doy al teléfono, por si de esta manera puedo aportar algo a aquellos ususarios que tienen un perfil similar al mío. Mi teléfono es una herramienta que uso en mi día a día mucho, desde control de gastos, mantenimiento de algunas bases de datos, tomar notas, emails, navegación por internet, juegos, redes sociales,  escuchar música, leer noticias y hacer llamadas (aunque cada vez lo hago menos). El iPhone lo uso para cosas personales, mientras que la blackberry la uso para cosas estrictamente profesionales.

Empiezo hablando el iOS4. No fui de los primeros en comprarme el iPhone en cuanto se lanzó en España, en aquel momento investigué a fondo y vi que era un sistema operativo que prometía mucho pero que no me ofrecía la variedad de aplicaciones a la que estaba acostumbrado ya con mi Windows Mobile. No fue hasta que ví que había una oferta lo suficientemente amplia a través de la App Store que me volví a interesar por este teléfono.
El sistema operativo es sumamente intuitivo, como todos los productos Apple. El tiempo que tardé en entender su funcionamiento fue mucho menor comparativamente con el que tardé con el Windows Mobile. Otra cosa que se agradece mucho es que visualmente es sumamente agradable de usar, esto parece una tontería pero cuando usas uno de estos teléfonos te das cuenta que hay una gran diferencia.
Los juegos disponibles para el iOS son impresionantes, realmente es una video consola, con funciones de teléfono y PDA. Ahora con el Game Center será una video consola social con la que se podrá disfrutar aún más con este aparato.
Con la versión 4, Apple ha agregado muchas interesantes funciones como el FaceTime, que apenas está dando los primeros pasos pero todo apunta a que se volverá un estándar de la videoconferencia. Otra función que desde hace tiempo los usuarios pedían a gritos es la multitarea, que realmente está muy lograda ya que no drena la batería como pasa con los teléfonos con Android. Sé que hay gente que se queja que muchas de las aplicaciones quedan en pausa y no siguen trabajando en segundo plano, pero recordemos que se trata de un teléfono móvil y no de un ordenador, por lo que el funcionamiento de la multitarea es perfecto, al menos desde mi punto de vista.
Lo que sigo encontrando a faltar como función estándar es la entrada inmediata de los emails. El programa Mail, como máximo se puede programar para que cada 15 minutos revise el email, cosa que para algunas personas es una desventaja significativa.

El sistema de Blackberry, ofrece otras ventajas que según para que tipo de usuarios lo hacen la mejor elección. Como comenté antes yo uso la Blackberry para cosas estrictamente profesionales.
Aspectos positivos de este sistema:
1. Entrada inmediata de emails. Esto es especialmente importante en mi trabajo ya que la velocidad de respuesta en algunos casos es crítica.
2. Duración de la batería. Al ser un teléfono que no tiene tantas aplicaciones disponibles, hace que lo use exclusivamente para llamar y el email. Esto me da más libertad cuando estoy de viaje por trabajo, ya que hay días en los que uso muchísimo el teléfono y sé que con un iPhone no podría estar un día entero haciendo llamadas.
3. Robustez. La construcción del terminal es bastante robusta, cosa que se agradece ya que mi terminal se me ha caido muchas veces sin dejar de funcionarme nunca.
4. Blackberry Messenger. Esta aplicación que viene con todos los terminales es muy util para poder mantener conversaciones cortas con colegas, clientes o proveedores. Permite incluso enviar archivos a uno o varios usuarios.
5. SIMPLICIDAD. Para los usuarios que están buscando un teléfono que funcione, que no tenga tantas “tonterías”, esta es una excelente opción.
6. Accesorios incluídos. Este teléfono incluye auriculares y conectores para todo el mundo, algo que los viajeros apreciamos mucho ya que no tenemos que estar usando un adaptador adicional, solamente se tiene que reemplazar la clavija según se necesite.

En resúmen puedo decirles que si tuviera que escoger entre los dos me quedaría con el iOS, por todas las cosas que puedo hacer con este sistema gracias a la amplia variedad de aplicaciones. El sistema de Blackberry sé que se ha ido actualizando a lo largo del tiempo, pero aún está muy lejos del sistema de Apple para mi gusto.

Si lo que buscas es simplicidad, gestionar el email de forma eficiente y un teléfono que sea un “tanque” la blackberry será tu mejor opción. Por el contrario si eres un usuario que busca poder hacer tareas muy diversas con su teléfono móvil, y lo usas también como un aparato de entretenimiento el iOS te dejará muy contento.

Un último apunte, el iPhone es el teléfono con el porcentaje más alto de satisfacción entre sus usuarios (leer noticia aquí)